¿Qué es un eSIM? La nueva tecnología que el iPhone XS está usando.

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

Comparte esta publicación

Etiquetas:

iWatch rosado

Los nuevos iPhone XS y XS Max de Apple son compatibles con la relativamente nueva tecnología eSIM que también aparece en los recientes lanzamientos de iPad, Apple Watch y Google Pixel 2. Pero, ¿qué es exactamente la tecnología eSIM y qué significa para teléfonos, relojes inteligentes y tabletas en 2018?

Es posible que haya escuchado acerca de algo llamado eSIM recientemente, y se pregunte cómo es diferente a las tarjetas SIM normales que usamos en nuestros dispositivos. Vamos a intentar explicar lo que necesita saber sobre la nueva tecnología SIM diseñada para facilitar el cambio de red o cambiar entre números personales y comerciales.

¿Qué es un eSIM?

Un eSIM es una tarjeta SIM electrónica. Como su nombre indica, reemplazará la tarjeta SIM física y de plástico que usan todos los teléfonos inteligentes actuales con un equivalente virtual integrado que no se puede eliminar.

La primera vez que encontramos este hardware fue en el Samsung Gear S23G en 2016. Sin embargo, fue el Apple Watch 3 lo que realmente llevó la tecnología eSIM al centro de atención. El eSIM se puede encontrar en el teléfono inteligente Pixel 2.Comparativo de tamaños SIM

En el iPhone XS y el iPhone XS Max, la idea detrás del eSIM es habilitar el primer iPhone con SIM doble. En lugar de agregar una ranura adicional para una nano SIM adicional. Podrá suscribirse a una red usando su teléfono como lo hace en los iPads habilitados para celulares con la SIM Apple.

Uno de los beneficios de un eSIM es que es absolutamente pequeño, solo una pequeña fracción del tamaño de una nano SIM. Esto es lo que lo hace tan adecuado para dispositivos ultra compactos como relojes, que simplemente no tienen espacio para una SIM normal.

PUEDE INTERESARLE:

Un eSIM no es extraíble y se encuentra junto a otros componentes internos. Con un estándar integrado, la idea es cambiar a un nuevo operador sin tener que insertar una tarjeta SIM específica. Todo se hace a través del software. En teoría, el mismo iPhone XS se podría usar con el ICE, Claro o Movistar, si estos proveedores llegan a tener la tecnología para hacerlo.

Uno de los aspectos más interesantes de eSIM para un reloj inteligente como el iWatch,  es que compartirá el número de su iPhone. Puede pensar en ellos como parte de la misma conexión. Sin embargo, esto también significa que solo funcionará con un iPhone, y que su iPhone y Apple Watch tendrán que estar con el mismo proveedor de red.

El futuro de eSIMs

Los datos de red que lleva una tarjeta SIM estándar serán regrabables en futuros dispositivos eSIM, así que todo lo que tendrá que hacer para cambiar de operador es hacer una o dos llamadas telefónicas.

Otra ventaja será cuando viaje. Será mucho más fácil cambiarse a una red local si va a pasar gran cantidad de tiempo en el extranjero, lo que es especialmente útil cuando viaja.

El otro problema con las tarjetas SIM físicas es que actualmente hay dos o tres tamaños.

¿Alguna vez ha intentado cambiar su iPhone por un teléfono Android, o viceversa? Muy a menudo, usan diferentes tipos de SIM por completo. Esto requiere el uso de un adaptador de plástico  o una SIM completamente nueva, ninguna de las cuales es ideal.

En definitiva, se trata de teléfonos más pequeños

En el mundo de los teléfonos inteligentes, mientras más delgado, generalmente se asocia con ‘mejor’, por lo que se espera que este sea el momento en que eSIM realmente llegue a la corriente principal. Apple, como de costumbre, se atribuirá el mérito de estar a la vanguardia de la tecnología, incluso si un rival lo derrotó en el mercado con un teléfono eSIM, como lo hizo Google (en pequeña escala) con el Pixel 2, que cuenta con tecnología eSIM pero que estaba vinculado a una red “limitada” en los Estados Unidos.

¿Por qué eSIM ayudará a introducir los teléfonos inteligentes más elegantes hasta la fecha?

Las tarjetas SIM físicas son engañosamente simples pero esto significa que eliminar las tarjetas SIM liberará una gran cantidad de espacio adicional dentro de un teléfono, lo que permite a los fabricantes reducir la circunferencia del dispositivo reemplazándolo con un diminuto equivalente incorporado.
No es solo el espacio ocupado por la SIM en sí, sino la carcasa, el lector y los mecanismos de la bandeja que lo soportan. El espacio es una absoluta necesidad en los teléfonos inteligentes modernos, el eSIM ayudará a crear teléfonos aún más delgados.
Si te pareció interesante, comparte este artículo para conocimiento de tus amigos y conocidos.

Deja un comentario

Subscríbete a nuestra lista de correos. Prometemos no enviar "spam"